• Català
  • Español
  • La quinta edición del Festidok se recordará por la calidad de los trabajos presentados y la participación de un público entregado, dispuesto a pasar una buena tarde de cine y de derechos humanos. 
    Más de setenta personas vieron los seis cortometrajes documentales finalistas y participaron activamente votando por lo que seria el premio del público al mejor corto documental. Antes, Sebas Parra, miembro del jurado de esta edición, agradeció a la comisión de selección del Festidok el haber elegido entre más de 135 documentales estos seis finalistas, indicando que no era tarea fácil.

    A continuación, comentó a los espectadores la difícil decisión que tuvo que tomar el jurado ante unos trabajos finalistas de muy buena calidad. Y que la decisión final vino determinada por un pequeño fallo de dirección en el corto “El Galón”, que era uno de los dos favoritos del jurado. 
    Finalmente, por su gran calidad técnica y su abrumadora carga de denuncia de varios derechos humanos, el ganador del Festidok 2014 fue “Minerita”, de Raúl de la Fuente.
    “Minerita” se centra en la vida de tres mujeres que viven y trabajan en una mina de zinc, en Cerro Rico, a más de cuatro mil metros de altura en la ciudad de Potosí (Bolivia).  En el corto se llega a denunciar hasta siete de los derechos más universales. Pero, todo y la dureza que se muestra en el documental, el director tiene la habilidad de dar una pequeña imagen de esperanza al final del cortometraje, ese mínimo deseo que todo ser humano siempre tiene de poder alcanzar algo mejor.
    El director de “Minerita”, no pudo asistir a la entrega de premios porque se encontraba en el Festival de Cine de Donostia presentando otro trabajo realizado en los últimos meses, pero se mostró al público, mediante un vídeo, un saludo del mismo director al Festidok y esperando que su trabajo hubiese gustado.
    Y así fue, una vez realizado el recuento de las papeletas, el público votó, por una amplia mayoría, el corto de “Minerita”. Por lo que en esta edición del Festidok ha habido un solo ganador llevándose los dos premios, al mejor cortometraje documental y el premio del público.

    Después, la organización ofreció un humilde piscolabis para que todas las personas presentes pudieran compartir opiniones de lo vivido en la sala de cine. 
    Un año más la organización del festival, La Guerrilla Comunicacional, valora positivamente la participación, tanto de los concursantes como del público, en un festival que va creciendo y va haciéndose un hueco en el panorama internacional de festivales de denuncia.

    Perfiles en Redes Sociales